www.horapunta.com
PGE: Podemos focaliza sus prioridades en el gasto y no en los impuestos
Ampliar

PGE: Podemos focaliza sus prioridades en el gasto y no en los impuestos

martes 15 de septiembre de 2020, 01:57h

Escucha la noticia

Unidas Podemos ha fijado como prioridades para la negociación de los Presupuestos Generales del Estado la inversión en servicios sociales, dependencia, políticas activas de empleo, educación infantil, lucha contra la violencia machista, rehabilitación de viviendas y transición energética; todos ellos capítulos de gasto y no de ingresos fiscales, en los que había discrepencias con el PSOE.

Según indicaron a Servimedia fuentes de Unidas Podemos, una de las grandes apuestas del grupo en la negociación del borrador de Presupuestos que están elaborando la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y el secretario de Economía de Podemos, Nacho Álvarez, será "reforzar el sistema de dependencia", con especial énfasis en los cuidados de larga duración y las residencias. En este capítulo, pretende recuperar la financiación recortada por el PP, potenciar la asistencia domiciliaria frente al modelo de las grandes residencias y convertir éstas últimas en "viviendas" de carácter más familiar y de proximidad.

Otros de los aspectos en los que insistirá Unidas Podemos será en reforzar los servicios sociales públicos, aumentando las transferencias a los ayuntamientos; reorientar las políticas activas de empleo potenciando la inversión en colectivos y situaciones con especial dificultades para el acceso al empleo y poniendo énfasis en las digitalización; lanzar un plan de rehabilitación de viviendas y otros para promover los coches eléctricos con criterios de sostenibilidad; universalizar las escuelas de entre 0 y 3 años y reforzar la financiación del pacto de Estado para la lucha contra las violencias machistas.

Aunque desde Unidas Podemos recalcan que son sólo "algunas" de sus prioridades para la negociación presupuestaria, salta a la vista que ninguna de ellas tiene que ver con el capítulo de ingresos, pese a que hasta hace pocos días sus principales portavoces subrayaban la necesidad de restañar la brecha fiscal con la Unión Europea y subir los impuestos a las rentas más altas y a los bancos.

Desde el PSOE, por el contrario, la propia Montero advertía de que la actual crisis del coronavirus no recomendaba subir impuestos a las empresas y de que la agenda fiscal contenida en el acuerdo de coalición, que establecía un mínimo de un 15% en el Impuesto de Sociedades ampliable al 18% en el caso de bancos y eléctricas, se podría "modular"e ir implementando a lo largo de la legislatura, no necesariamente este año.

EVOLUCIÓN DEL DISCURSO

El vicepresidente segundo y líder de Podemos, Pablo Iglesias, garantizó el pasado 2 de septiembre en una entrevista que “el acuerdo de Presupuestos implicará una revision de la fiscalidad en un sentido progresivo y redistributivo”, lo que dejaba pocas dudas sobre qué exigiría su formación en las negociaciones. Sin embargo, el día 8 prometió que en Unidas Podemos van a "ser razonables” a la hora de proponer impuestos a las empresas en el anteproyecto de Presupuestos Generales del Estado, y que “esto no va a ser un problema” con el PSOE.

El jueves, el propio Nacho Álvarez coincidió sintomáticamente con su interlocutora en la elaboración del anteproyecto de Presupuestos, la ministra Montero, al conceder que “en un contexto de pandemia es posible graduar el acuerdo de coalición", que "no es una urgencia abordar una reforma fiscal en profundidad en este momento".

Y, un día más tarde, el ministro de Consumo y coordinador federal de IU, Alberto Garzón, afirmó que "el propósito de Unidas Podemos siempre ha sido subir los impuestos directos a los tramos más altos”, y que “eso implica IRPF”, pero a continuación relativizó la urgencia del propósito al deslizar que “tarde o temprano habrá que hacer esa reforma fiscal”.

En su entrevista del 8, eso sí, Iglesias volvió a reiterar que, frente a las negociaciones entre el PSOE y Ciudadanos, por encima de todo está el acuerdo de coalición. Y pronunció una frase con connotaciones opuestas a su tenor literal, de forma que sonó casi como una advertencia al PSOE: ”Si alguien piensa que este Gobierno ha mentido a los ciudadanos al presentar un programa de legislatura, se equivoca. Sería un fraude a la ciudadanía”.

Ahora bien, todas las prioridades que fija Unidas Podemos ahora para los Presupuestos también están en el documento que firmaron el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el propio Iglesias, para dejar por escrito el programa del Ejecutivo de coalición. Y previsiblemente concitarán una unanimidad mucho mayor entre los dos partidos coaligados.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios