www.horapunta.com
Los informes técnicos encargados por el Ayuntamiento de Sevilla corroboran la existencia de la fosa común de Monumento
Ampliar

Los informes técnicos encargados por el Ayuntamiento de Sevilla corroboran la existencia de la fosa común de Monumento

Escucha la noticia

Tras Pico Reja, se presentan los trabajos realizados en otras dos fosas comunes del cementerio de San Fernando por parte de la empresa especializada TCA Geomática, en un acto con presencia de familiares y asociaciones memorialistas. El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ratifica el compromiso municipal para comenzar a exhumar este año Pico Reja y confía en que el acuerdo de las cuatro administraciones pública se cumpla, tal y como reclamó por unanimidad el Pleno.

El Ayuntamiento, a través del Área de Coordinación General de Distritos, Participación Ciudadana, Educación y Edificios Municipales, ha presentado hoy ante familiares de represaliados y represaliadas de la Guerra Civil y los años posteriores del franquismo los informes técnicos sobre el trabajo de localización de las fosas comunes Monumento y Antigua, del Cementerio de San Fernando, que se suman a los culminados en Pico Reja como fases previas a la exhumación e identificación de los cuerpos mediante pruebas de ADN.

El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ha participado en la presentación de los trabajos realizados por la empresa especializada TCA Geomática, junto con la delegada de Educación, Participación Ciudadana y Edificios Municipales, Adela Castaño, y el historiador José Díaz Arriaza. El regidor ha ratificado el firme compromiso del actual equipo de gobierno por el cumplimiento de las leyes de Memoria Histórica en la ciudad, así como la decisión de seguir adelante con la próxima exhumación de las primeras de esas tres fosas, la de Pico Reja.

Juan Espadas ha recodado que, antes de las últimas elecciones andaluzas, existía un compromiso de las cuatro administraciones públicas (municipal, provincial, autonómica y estatal) para contribuir a financiar la exhumación de Pico Reja y ha confiado en que el acuerdo se mantenga. “Pero si alguna finalmente no lo hiciera, este Ayuntamiento estaría dispuesto a asumir su parte, porque la exhumación se va a hacer. Se lo debemos a las víctimas y a sus familiares”, ha aclarado. “Los trabajos están hechos, la tramitación, también, existe un compromiso de financiación y el respaldo del Pleno del Ayuntamiento y continúa la recogida de muestras de ADN a los familiares, que suman ya 230”, ha detallado el alcalde, quien ha ensalzado la labor de la Oficina de la Memoria Histórica.

Los informes técnicos de la fosa común Monumento indican que mide más de 1.000 metros cuadrados y a tenor de los documentos históricos alberga 7.740 cuerpos, y de ellos 2.616 represaliados y represaliadas. Del examen de los cuerpos realizados en las catas del terreno se constatan signos de la muerte por violencia con impacto de proyectiles. Junto con otras pruebas relacionadas con la posición de los cuerpos, cabe concluir que realmente es una fosa común con víctimas del franquismo. En concreto, se abrió en el año 1936 y sería la siguiente a Pico Reja (esta última abierta en 1925 y colmatada en meses posteriores al levantamiento militar de Franco). Se utiliza hasta 1940, y a partir de 1969 comienza a reordenarse como jardín, parte de ella desde 1990 se utiliza con nichos, y otra parte entre 2000 y 2008 con panteones.

En cuanto a la fosa Antigua, según la documentación histórica estarían allí los cuerpos de 5.596 personas, de ellos 508 represaliados y represaliadas. Los trabajos arqueológicos han incluido la anexa fosa de la Rotonda de los Fusilados, donde estarían depositados los cuerpos de 10.841 personas, de ellas 46 víctimas de la represión franquista. Sin embargo, una vez hechos los trabajos arqueológicos sobre una extensión superior a los 975 metros cuadrados, los informes concluyen que estas fosas fueron vaciadas entre finales de la pasada década de los 50 y principios de los 60, en el marco de reurbanización del Cementerio de San Fernando.

Antigua era la tercera de las fosas comunes utilizadas por los franquistas, y en uso desde febrero de 1940 hasta junio de 1942. Se trata de una antigua fosa, cerrada en 1925, que es vaciada de su contenido original en enero de 1940 (cuyos restos fueron trasladados a osarios) y reutilizada durante los años 1940-1942. La fosa de la Rotonda de los Fusilados estuvo uso de julio 1942 a febrero 1952, de ahí el menor número de víctimas. En este sentido, Adela Castaño ha señalado que la intención es continuar los estudios para tratar de esclarecer dónde fueron trasladados los cuerpos.

Por último, el alcalde ha anunciado que en abril próximo el Ayuntamiento organizará un homenaje a los miembros de la Corporación Municipal que fue represaliada tras el alzamiento militar de Francisco Franco, al igual que ya se ha hecho con los trabajadores municipales. En el acto se encontraba el hijo del alcalde republicano asesinado en el año 1936, Horacio hermoso Araujo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


+

0 comentarios