www.horapunta.com
MasterChef: La amarga victoria de Edurne
Ampliar

MasterChef: La amarga victoria de Edurne

lunes 26 de junio de 2017, 15:13h
'MasterChef' llega a su final, pero antes los aspirantes tuvieron que pasar por tres duras pruebas para conseguir una de las seis plazas existentes. Finalmente Odkhuu, uno de los favoritos de esta edición, abandonó las cocinas.

La primera prueba estuvo cargada de emociones. Los concursantes revivieron su entrada al talent show de cocina. Antes de encender los fogones vieron a través de un televisor gigante el plato que les hizo merecedores de una plaza en el concurso. Después los chefs les pidieron que volvieran a hacer el mismo plato, pero aplicando todo lo que han aprendido durante las once semanas de concurso. Lo que no esperaban era que sus familiares iban a valorar sus nuevas creaciones. Algunos no evolucionaron, otros mostraron un gran potencial y una le dio mucho sabor. Según los familiares el mejor plato fue el de Jorge, seguido del de Edurne. Finalmente fue el jurado el que tuvo la última palabra. El delantal dorado se le concedió a la veterana de la temporada. Con ese obsequio la vasca conseguía una plaza directa a la semifinal porque pasase lo que pasase durante la prueba de exteriores no podría ser eliminada.

La prueba de exteriores llevó a todo el equipo hasta Santiago de Compostela. Ahí cocinaron, divididos en dos equipos, platos típicos de la gastronomía gallega. El equipo rojo formado por Jorge, Miri y Nathan cocinó pulpo y lacón. El equipo azul, capitaneado por Edurne, cocinó caldo gallego y el temido postre, una tarta de Santiago. El cocinado para el equipo rojo fue perfecto. Los platos eran más fáciles que el equipo azul, pero tenían un peligro, el tiempo de cocción. A pesar de contar con un aspirante menos el equipo rojo logró ganar la prueba y no fue eliminado. Jorge consiguió hacer una capitanía de diez. Además hubo conexión desde el primer momento entre el trío protagonista de la edición. El equipo azul no pudo darle toda la potencia de sabor al caldo gallego debido al límite de tiempo de la prueba y el postre, como siempre en esta edición, se les complicó.

Edurne se sintió culpable de que su equipo vaya a la eliminación. Tan culpable que estuvo apunto de renunciar a su delantal dorado, pero las normas no se lo permitieron. En la última prueba los aspirantes tenían que copiar un plato de los chefs del restaurante 'Degustar' en Barcelona. Tenían la suerte de contar con la receta. Solo tenían que seguir los pasos. a Odkhuu se le atragantó el idioma y no pudo terminar con exactitud el plato. Una dificultad que le vino a Silene nuevamente como anillo al dedo para continuar una semana más en el programa. Es la tercera vez que se encuentra en la cuerda floja, aunque si alguien hubiese abandonado el concurso si no fuese por la inmunidad sería Edurne. La mamá de todos no pudo con la culpa y se rindió durante el cocina, una actitud derrotista que ella nunca había demostrado. A pesar de ello pudo sacar el plato adelante.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Hora Punta

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.