www.horapunta.com
Magdalena Alvarez

Magdalena Alvarez

jueves 16 de octubre de 2014, 13:07h

Escucha la noticia

Ya era hora de que algunos de los responsables de la malversación de caudales públicos, del robo de millones de euros en Andalucía, fuera imputado.

Llevamos años asistiendo a toda una ceremonia de confusión a cuenta de los famosos "erres", o dinero que debía destinarse a la formación y ayudas al empleo y que fue a parar a los bolsillos de unos sinvergüenzas. El cerebro, según el auto de la juez Mercedes Alaya, es nada más y menos que Magdalena Alvarez, la actual responsable del Banco Europeo de Inversiones.

Pues ya sabemos como el pesoe premia a sus corruptos. Primero Manuel Chávez, Presidente de la Comunidad Autónoma andaluza, le permite que monte un "sistema ilegal de ayudas socio laborales", y por supuesto al margen de controles para que el dinero se reparta como estos socialistas acostumbran...

Como Magdalena, entonces Consejera de Economía de la Junta, demostró ser una fiera distribuyendo millones sin control oficial, pues va Zapatero y la nombra ministra de Fomento. Nada más y nada menos, a ver si repetía la jugada, a nivel estatal, claro, con los dineros de uno de los organismos con mayor dotación económica y con miles y miles de recovecos de donde sacar comisiones. Y claro, es tan buena gestora que acaba al frente del BEI. Ahí es nada. Menudo papelón ahora, para el Banco con su titular imputada en un fraude mil millonario con cientos de imputados, y ella con la espada de Damocles sobre su cabeza y con la petición de que haga frente a una fianza de casi treinta millones de euros. Una minucia.

Por puro milagro, investigando un fraude en Merca Sevilla sale a relucir un supuesto soborno de comisiones por las ayudas a empresas que se veían obligadas, por la crisis, a reducir personal. La historia final ha sido que han aparecido cientos de irregularidades y cientos de millones desviados a bolsillos particulares.

Se formó una comisión de investigación en el Parlamento Andaluz donde el pesoe, con el rodillo de la mayoría, argumentó, con el típico cinismo soviético, que todo era falso y que sólo algunos desalmados se habían llevado el dinero, crudo, pero de forma particular. Nadie era responsable político del sistema fraudulento. Ni Manuel Chávez, por Dios, no, ni su sucesos, José Antonio Griñán. Todo era una conjura de la derecha para desprestigiar a los que llevan gobernando Andalucía desde finales del setenta. Y como Andalucía es una región subsidiada, como en Argentina, donde millones de votantes dependen del dinero público, pues seguirán votando a ese pesoe corrupto que garantiza la subvención de por vida a miles y miles de parados, con cientos de ayudas a cambio de nada.

Por pura higiene, sería bueno, qué digo bueno, sería magnífico, que algunos políticos que han gobernado cuarenta años inmersos en un sistema de corrupción institucionalizada acabaran con sus huesos donde debieran. Entre rejas. Andalucía lleva cuarenta años arrastrándose en la miseria mientras sus políticos prorrogan esa agonía porque les garantiza que sigan subidos en el coche oficial y con sus gastos y fiestas pagados por la Junta. Esa es la pura verdad. Y uno de lo motivos de que los catalanes, que miran la pela como si pasaran hambre, se le revuelvan las tripas con lo que se filtra y digan que se separan de España.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios