26 de septiembre de 2020, 1:30:24
ACTUALIDAD


El segundo trimestre deja un millón de empleos menos y la tasa de paro disparada al 15,3%

Por Hora Punta

Los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) no dejan títere sin cabeza. El desempleo subió en 55.000 personas en el segundo trimestre de 2020 respecto al primero y la tasa de paro se elevó al 15,33%, mientras que la ocupación bajó en 1,074 millones de personas, como consecuencia de los efectos del coronavirus.


Así se desprende de los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al segundo trimestre del año y publicada este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El número de parados subió en el segundo trimestre en 55.000 personas (1,66%) y sitúa la cifra total en 3.368.000. En términos desestacionalizados la variación trimestral es del 6,03%. En los últimos 12 meses, el paro aumentó en 137.300 personas (4,25%).

El INE aclaró que no todos los que han perdido su empleo han pasado a clasificarse como parados según la definición de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), sino que una parte considerable ha pasado a la inactividad, categoría que ha aumentado en 1.062.800 personas. Este incremento se debe a que el confinamiento y el cierre de empresas han impedido a 1.628.500 personas buscar empleo a pesar de estar disponibles para trabajar.

Por su parte, la tasa de paro se elevó al 15,33%, lo que supone 92 centésimas más que en el trimestre anterior.

En cuanto a la ocupación, bajó en 1.074.000 personas en el segundo trimestre respecto al primero, lo que supone un 5,46% menos. Esta cifra no incluye a los afectados por un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) con suspensión de empleo, que se consideran ocupados.

LA EPA refleja que los ocupados que no han trabajado en la semana de referencia este trimestre ascienden a 4.706.200, lo que supone 2.739.300 más que en el trimestre anterior. Con ello, el número de ocupados que efectivamente han trabajado en el segundo trimestre se queda en 13.901.000 (el 35,14% de la población de 16 y más años).

Este aumento de personas ocupadas que no han trabajado en la semana de referencia se debe, principalmente, a los que han estado ausentes de su empleo por ERTE o por paro parcial por razones técnicas o económicas, según explicó el INE.

EMPLEO POR COLECTIVOS

Por colectivos, el empleo disminuyó durante el segundo trimestre en 527.800 puestos de trabajo entre los hombres y en 546.200 entre las mujeres; con mayor incidencia entre los empleados nacionales -la ocupación bajó en 828.700 plazas- que entre los extranjeros, con 245.300 ocupados menos.

Cayó además en todos los grupos de edad y afectó a todos los sectores económicos, aunque en el segundo trimestre perjudicó especialmente al sector Servicios, donde el empleo se redujo en 816.900 plazas; seguido por Industria (–127.000), Construcción (–108.700) y Agricultura (–21.400).

En la comparativa interanual, el golpe a los empleados del sector Servicios roza ya el millón, con 922.200 ocupados menos; mientras que en la Industria se redujo en 122.300 personas, en la Construcción en 107.300, y en la Agricultura se perdieron 45.900 puestos de trabajo.

El más golpeado ha sido el empleo a tiempo completo, que disminuye este trimestre en 711.900 personas y en 732.300 en un año. Sin embargo, también se pierden 362.100 empleos a tiempo parcial en el trimestre, el más afectado por el confinamiento, y llega a los 465.400 en el año. Con todo, el porcentaje de personas ocupadas que trabaja a tiempo parcial disminuyó en 1,11 puntos, hasta el 13,36%.

Por tipo de situación laboral, el número de asalariados se ha reducido en 1.033.300 en segundo trimestre y supone un golpe de casi el 89% de los 1.161.400 contabilizados en los últimos doce meses.

Aquellos con contrato indefinido descendieron en 361.400 en el segundo trimestre y en 671.900 los contratos temporales, que están siendo los más perjudicados. La tasa de temporalidad disminuye, de hecho, en 2,66 puntos, con esta evolución y se sitúa en el 22,35%.

Por su parte, el número de trabajadores por cuenta propia también disminuyó en 36.100 personas en el trimestre y 34.600 en el último año.

El empleo privado se redujo así en 1.052.000 personas en el año, situándose en 15.381.300; mientras que el empleo público solo lo hizo en 22.000 personas, hasta 3.225.900. El empleo del sector privado acumula ya una caída anual del 7,40% y el empleo público del 0,98%.

PARO POR COLECTIVOS

Por su parte, el paro subió en el segundo trimestre en 55.000 personas, tras aumentar el número de hombres en desempleo en 102.900 -ya alcanzan los 1.667.100- y mientras que el paro entre las mujeres se redujo en 47.900 personas, hasta las 1.700.900. Sin embargo, la tasa de paro femenina ha subido en 48 centésimas y se sitúa en el 16,72%; mientras que la masculina avanzó en 1,33 puntos y queda en el 14,13%.

Por grupos de edad, se observan descensos del paro este trimestre entre las personas de 55 y más años (–34.600) y entre los jóvenes de 16 a 19 años (–8.300); mientras que se incrementado el paro en 65.600 personas en el colectivo de ciudadanos con entre 25 y 54 años y en otras 32.300 personas en el segmento con edades comprendidas entre los 20 y 24 años.

Por nacionalidad, el paro bajó en el trimestre entre los españoles en un número de 15.200 y aumentó entre los extranjeros en 70.200. Así la tasa de paro de la población española subió al 13,86%, mientras que en la población extranjera es del 24,92%.

Al igual que ha ocurrido con el descenso del empleo, el desempleo sube durante este trimestre en todos los sectores con la industria del sector Servicios en cabeza (199.000 parados más), seguido por Industria (55.000), Construcción (32.300) y Agricultura (3.800).

El paro desciende, sin embargo, en 172.700 personas entre los que perdieron su empleo hace más de un año y en 62.500 entre las personas que buscan su primer empleo.

POR COMUNIDADES AUTÓNOMAS

Por comunidades autónomas, las Islas Baleares es la única comunidad en la que aumenta la ocupación este trimestre, en 9.200 personas. Todas las demás la ven caer, con Cataluña a la cabeza (–223.700), seguido por Andalucía (–198.100) y Comunidad de Madrid (–184.400).

En términos relativos, las comunidades con mejor variación trimestral del empleo son Islas Baleares (+1,82%), Extremadura (–1,21%) y Región de Murcia (–2,43%).

En términos de paro, las mayores variaciones negativas del segundo trimestre se localizan en Andalucía (–48.200), Castilla–La Mancha (–20.900) y Extremadura (–15.000). Por su parte, los mayores incrementos se producen en Cataluña (61.300 parados más), Comunidad de Madrid (54.500) y Comunidad Valenciana (42.500).

Las tasas de paro más bajas corresponden al País Vasco (9,13%), Comunidad Foral de Navarra (10,08%) y La Rioja (10,11%), y las más elevadas a Canarias (21,55%), Extremadura (21,39%) y Andalucía (21,32%).
Hora Punta.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.horapunta.com