13 de julio de 2020, 10:16:31
REVISTA


Hablamos de... Hernias

Por Mayte Sastre

Una hernia es una protuberancia de un órgano o de parte de un órgano a través de la pared de la cavidad que normalmente lo contiene. Casi todo el mundo ha oído hablar de ellas pero no sabe cómo son o cómo se previenen.


Una hernia se produce cuando hay una debilidad o un desgarro de la pared abdominal, a consecuencia del envejecimiento, una lesión, una incisión quirúrgica antigua o una afección congénita.

Por lo general, las hernias aumentan de tamaño a causa de la presión ejercida sobre ellas, por ejemplo, por un asa del intestino, o del tejido graso que empuja al tejido abdominal débil o desgarrado. Como consecuencia de esto se forma una bolsa o saco en la pared abdominal. En este punto puede apreciarse a veces un bulto.

Mientras el contenido abdominal que empuja el saco aumenta de tamaño, aparecerá un bulto. A veces, el bulto o protusión se puede aplanar, tumbándose o haciendo presión contra el mismo. Aunque una hernia en esta fase, conocida como hernia reducible , no es una situación de urgencia, es probable que sea necesaria la cirugía para repararla.

Si el intestino queda atrapado o es hernia irreducible , se conoce como hernia encarcelada , y puede ser bastante dolorosa. Normalmente, el bulto no se puede aplanar y puede ser necesaria una operación inmediata. Una hernia que queda muy atrapada o hernia estrangulada pierde irrigación sanguínea, bloquea el flujo intestinal y precisa una intervención quirúrgica de urgencia.


¿Quieres leer el artículo al completo? Accede a nuestro quiosco, desde donde podrás ver nuestra revista, navegar por nuestra hemeroteca y descargarte los números que quieras desde tu dispositivo Android, Apple o en nuestra biblioteca de Amazon. Descubre una nueva forma de acceder a los contenidos de Hora Punta, gratis y desde cualquier soporte digital. ¡No lo dudes y haz click aquí!

Hora Punta.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.horapunta.com