cabecera
Hemeroteca :: Edición del 02/01/2012 | Salir de la hemeroteca
123/262

¡Otra vez no!

Última actualización 19/01/2012@20:11:09 GMT+1

Esto debieron exclamar los habitantes de la ciudad de Beebe (Arkansas, Estados Unidos) cuando se encontraron con que, por segundo año consecutivo y en las mismas fechas, el día de Nochevieja, miles de pájaros muertos recubrieron sus calles.

Finales de 2011, año en el que según el calendario maya puede acabarse el mundo y por segunda vez consecutiva la misma ciudad de Arkansas ve a miles de mirlos negros muertos caer desde el cielo, poco antes de la llegada de este año señalado por los mayas.

El año pasado los ornitólogos justificaron el hecho como consecuencia de cosas tan normales como bajas temperaturas, fuegos artificiales o una mala digestión. Este año se había tomado la medida preventiva de no explotar fuegos artificiales para evitar que se produjera de nuevo, y a pesar de ello y sin que se hayan producido tormentas que pudieran afectar al vuelo de los pájaros durante su migración. La población se encuentra conmocionada.

Para aquellos amantes de las profecías y de lo oculto y que quieran creer que el mundo se acaba, también se ha producido un segundo “fenómeno extraño”: una alfombra formada por 20 toneladas de arenques muertos aparece en una playa del distrito septentrional de Nordreisa (Noruega).

Las explicaciones más razonables para ambos sucesos son: una tormenta que empujara al banco de peces hacia la arena y que los mirlos, al igual que el año pasado, tengan fuertes hemorragias y/o coágulos internos. Las pruebas lo determinarán. Pero curioso y raro, sí es.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?   Si (1)   No(0)
123/262
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Comenta esta noticia



Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Hora Punta
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.